¿Tres Camas en una Habitación? ¡Si es Posible!

1053
views

Casas y apartamentos con espacios reducidos suelen representar un dilema para las familias numerosas. Cuando la familia está compuesta por más de un hijo, pero no cuenta con cómodas suficientes para cada uno tener su propia habitación, es necesario tener una planificación minuciosa de los espacios para conseguir acomodar a todos de manera cómoda. Montar un dormitorio para dos niños, o dos adolescentes, ya no es tarea fácil pero y ¿cuando es necesario acomodar a tres personas (o más) en una sola habitación? Hoy traemos algunas ideas de cómo planificar y organizar el espacio para que un solo dormitorio acomode a tres o más personas de la familia.

Planificación del espacio

En primer lugar, hay que analizar y planificar la distribución del espacio disponible. Además de definir el número de camas hay que tener en cuenta otras necesidades del ambiente como guardia, espacio para guardar juguetes o material escolar, estantes y cajones auxiliares, área libre para circulación, etc. Otro factor importante a considerar es si las camas serán utilizadas diariamente o solamente para usos eventuales, como recibir un huésped por ejemplo. A partir de ahí ya es posible elegir el tipo de cama, muebles necesarios y la mejor disposición de los mismos dentro del dormitorio.

La elección de las camas

Hay varias maneras de incluir las camas dentro del dormitorio siendo que la adecuación de las mismas será definida por el diseño de la habitación. En espacios extremadamente reducidos es mejor optar por muebles planificados hechos para encajar perfectamente en el diseño del dormitorio. De esta forma será posible aprovechar todos los metros disponibles en el ambiente tanto para colocar las camas como para incluir muebles auxiliares. Como opción las camas convencionales podemos encontrar las treliches, las bicamas (o tricamas) o una combinación entre diferentes modelos con la finalidad de hacer el espacio mucho más funcional y claro.

Camas altas

Elevar una de las camas es una alternativa que siempre funciona. Fugando de la configuración convencional de las literas, donde una cama es colocada exactamente sobre la otra, es posible jugar con el posicionamiento de las estructuras de manera que el espacio del dormitorio sea mejor aprovechado. En ese proyecto las camas fueron colocadas en un retroceso del dormitorio y la estructura adoptada para montar las camas se presenta como una gran idea para los dormitorios con el pie derecho más bajo ya que las camas inferiores se encuentran en una estructura sin base (estilo tatame), es decir directamente sobre el piso.

Belleza con bicama

El uso de una combinación de literas con bicama es una gran opción para aquellos que tienen poco espacio en el dormitorio. Con esta configuración es posible acomodar las tres camas en un mismo espacio siendo que una de ellas quedará escondida en la estructura, de forma discreta como si fuera un cajón, siendo utilizada solamente a la hora de dormir. Hoy en día el mecanismo utilizado para ese tipo de cama permite un manejo suave, con apertura y cierre ligero, haciendo que la utilización de la misma en el día a día mucho más práctica.

Treliche

Las treliches son prácticas y encajan fácilmente en los más variados tamaños de habitaciones. Pueden ser encontrados listos en tiendas pero cuando están hechos bajo medios pueden anteder las necesidades del espacio e incluso asumir configuraciones diferentes. Para dormitorios infantiles crear una atmósfera lúdica y divertida es importante para que los niños compartan el dormitorio de una manera cómoda y con gusto con el ambiente y con el espacio que les corresponde.

Camas paralelas

En dormitorios un poco más espaciosos es posible utilizar camas convencionales organizándolas paralelamente en la extensión de la habitación. En este caso lo importante es garantizar que tenga un espacio de al menos 60 centímetros entre una cama y otra posibilitando así una circulación cómoda y sin obstruir el acceso a ellas. Siguiendo esa misma idea también es posible disponer las camas de la manera que mejor encaje en el diseño del dormitorio, como por ejemplo disponer los muebles contornando las paredes en forma de “U”.

Espacio de almacenamiento

Como comentamos, la organización del espacio de almacenamiento es algo muy importante en los dormitorios compartidos. Una buena idea para suplir el dormitorio con espacios suficientes para guardar, ropa, juguetes y otras pertenencias es aprovechar todos los rincones de los muebles. La estructura del mueble puede albergar cajones, gabinetes, nichos, armarios y estantes configurando una cama multifuncional y práctica, organizando no sólo el espacio para dormir, sino también todas las pertenencias del dormitorio.

Más ideas geniales: