¡La Versatilidad de los Azulejos de Metro en el Hogar!

143
views

Hay revestimientos que nunca salen de moda y que a lo largo de la historia evolucionan, volviéndose tendencia. Y esta vez es el azulejo de metro, que dejó las estaciones de Londres y París para ganar protagonismo en las decoraciones residenciales en todo el mundo. Si está pensando en colocar ese azulejo en casa, esté atento a ese contenido, pues vamos a contarle todo lo que necesita saber sobre ese revestimiento.

Una opción funcional

Los azulejos de metro están de moda y se pueden encontrar con diversos precios, variando entre 8 y 10 dólares el metro cuadrado. Se trata de un revestimiento con una variación de modelos y tamaños y que pueden tener algunas colocaciones de diferentes patrones, sin contar su gran variedad de colores. Y por fin destaco su versatilidad, puede ser combinado con diversos estilos decorativos, siendo ideal para baños, cocinas, balcones y áreas gourmet.

Versatilidad en la cocina

En la cocina, el azulejo de metro va bien tanto con muebles modernos, industrias como vintage. Se puede colocar en la pared, en el frente del fregadero, o como una gran idea si se aplica también en la base de la isla de su cocina, ya que ese revestimiento tiene mucho dinamismo y agrega estilo al ambiente, que antes podría pasar desapercibido.

Un buen revestimiento para el cuarto de baño

En el baño ese revestimiento puede ser un gran comodín. Puede revestir toda la pared, desde el piso al techo, incluso dentro de la ducha, aplicarlo en el frente del fregadero o apenas en la mitad de la pared, dejando el resto para trabajar con pintura. Combina el azulejo de metro con pisos que imitan la madera, cemento quemado e incluso con las baldosas hidráulicas aportando modernidad al espacio.

Colores y combinaciones variadas

Acabamos de ver muchas más opciones de azulejos en blanco, pero ni de lejos esa es la única opción para ese revestimiento. Hoy en día existe una infinidad de colores, texturas, tamaños y formatos para estos azulejos, modelos que van desde el negro, tonos terrosos, pasando por amarillo, hasta verde. Texturas rústicas o brillantes e incluso acabados rectos o bisotados. El consejo aquí es mantener el equilibrio, si tiene un revestimiento de color en su ambiente, dejarlo como protagonista del espacio y hacer el resto de la decoración un poco más sobria para no hacer pesado mucho el ambiente.

La combinación de blanco y negro

Más ideas geniales: