Hágalo Fácil y Económico: Cómo Hacer una Cabecera Capitone

1301
views

¿Tiene gusto de cabeceras originales para la cama? Si es así no puedes pasar por alto este artículo en el que mostramos cómo puedes hacer una cabecera Capitone para tu habitación. ¿Tiene un poco de tiempo? Con las herramientas y el material suficiente verá que no es tan complejo. Sólo hay que seguir algunos sencillos pasos y en poco tiempo estará disfrutando de esta elegante pieza para su dormitorio. ¿Se anima?

Para realizar la cabecera necesitaremos:

  • Tablas de aglomerado de madera de unos 22 mm de espesor (prestando atención que tenga 5 cm de ancho más que nuestra cama y la altura que queramos)
  • Espuma de polietileno.
  • Relleno de tapicería para cubrir la tabla
  • Tela (totalmente a nuestra elección)
  • Grapadora de tapicería
  • Taladro
  • Tijeras
  • Hilo
  • Aguja de cierre
  • Pegamento fuerte

Paso 1: Preparar todo

El primero que debemos hacer es tomar la tabla y darle el tamaño que queramos. Lo ideal es que ya hayamos cortado el tamaño adecuado, pero si tenemos que cortar y disponemos de herramientas para eso, entonces no será problema. Cuando esté montado (podemos unir dos tablas si contamos con dos de tamaño reducido) debemos marcar el lugar en que irán los puntos del Capitone. Debemos marcar de forma repetitiva con la medida que deseamos. Una buena medida es marcar cuadrados de 20x20cm, marcando puntos cada 20 cm en horizontal y cada 20 cm en vertical. Después de eso empezamos a perforar.

Paso 2: Cubrir la tabla con espuma y después con la tela

Después de estos pasos vamos a cubrir nuestra tabla con espuma de polietileno, del mismo tamaño de la tabla, y posteriormente vamos a cubrirla con una capa de llenado y luego con la tela. Así tendremos una cabecera realmente tierna, estupenda para cualquier tipo de dormitorio. No es necesario cubrir toda la superficie es mejor dejar la parte de atrás descubierta, pues así podemos trabajar mejor, de otra forma sería mucho más complejo. Para cubrir la tabla debemos usar la grapadora, tratando de hacer que las grapas sólo sean vistos por la parte posterior, porque es la que quedará escondida. Siendo así debemos estirar mucho la tela y grapar detrás.

Paso 3: Aguja y hilo

Tomamos la aguja de tapicero y pasamos el hilo por una de las perforaciones (comenzando por la parte trasera), después debemos volver con la aguja perforando muy cerca del primer agujero y pasando la aguja y el hilo por la otra perforación existente, así como muestra la imagen . Después de eso, será necesario estirar y hacer un nudo para que el tejido quede completamente fruncido. Además, como punto final, si lo desea, podemos elegir botones y forrarlos con el mismo tejido que la cabecera. De esa forma podremos colocarlos llenando el agujero que queda cuando frunces el tejido.

Resultado final: Elegancia y glamour

No podemos negar que este tipo de cabecera tiene una elegancia sin igual. Un elemento del más llamativo que hará que nuestro dormitorio se muestre como un lugar distinguido y lleno de glamour. No importa el color que elija, las formas de este tipo de cabeceras siempre sorprenden y son un acierto.

¿Vale la pena intentarlo?

Para ser sincera, la verdad es que este tipo de cabecera están tan de moda que numerosas tiendas de decoración tienen varios modelos. Sin embargo, son cabeceras que suelen ser caras. Por eso no parece una mala idea que, si estamos enamorados de este modelo, intentar hacer en casa. ¡Un poco de paciencia y mano de obra! El resultado se sorprender y eso porque este tipo de cabecera puede adecuarse sin ningún problema a una infinidad de estilos decorativos.

SAMSUNG CAMERA PICTURES